Fernando Delgado Rubio

Existe un recorrido de “ ida y vuelta “ , de la abstracción a la figuración. No hay metas, siempre interesa la constante búsqueda de ese tránsito.

Se puede dar color a la materia y materia al color. Al mismo tiempo que se puede erosionar la materia con otra materia:

MENINA PRIMAVERA penetra en un tiempo donde el color absorbe la luz y la luz lucha con la materia. Una combinación de manchas con caprichos de color se abstraen de un mundo real al que volvemos en este viaje y llegamos a reconocer una figuración con forma de mujer.

Cuando la luz se acerca al color para fundirse en la materia.

Anuncios